Buscar Centros / Colegiados

Encuentra la lesión, trátala y deja que el organismo actúe

Andrew Taylor Still

Información y atención al ciudadano | Noticias < Volver

Cómo proteger la espalda de los niños

12-9-2018

Todos los días los niños y adolescentes deben cargar en sus espaldas enormes mochilas que incluyen todos los útiles escolares, como libros y cuadernos para cada materia, estuches de lapiceros, marcadores y otros, diccionarios, archivadores, agenda, merienda y hasta instrumentos musicales.

El jefe del Departamento de Rehabilitación y Fisioterapia de la Clínica Los Olivos, Raúl Salinas Rodríguez, menciona que una de las causas más comunes en las consultas son las alteraciones de espaldas provocadas por la “carga excesiva de peso” que los estudiantes enfrentan al llevar su mochila al colegio.

El doctor manifiesta que esto provoca los vicios postulares, que la mayoría de las veces llevan a desequilibrios musculares. Si no son corregidos y diagnosticados a tiempo por un especialista, puede llevar a un visible encorvamiento lateral de la columna vertebral, sensación de ardor y dolor en la espalda e incluso algunas veces el niño manifiesta cierto grado de rigidez para realizar algunos movimientos.

Otra recomendación que brinda Salinas es que los padres estén atentos a las malas posturas que pueden adoptar sus hijos Aparte del peso de la mochila, también puede influir en el dolor de espalda el adoptar posturas “viciosas”, como pasar muchas horas sentado, adoptar una postura encorvada al momento de realizar tareas o pasar tiempo frente a la computadora.

“Si los niños presentan alguna de las sintomatologías ya descritas, o si los padres advierten algo diferente en la postura en o en la caminata de sus hijos, deben acudir de inmediato a un especialista, en este caso son los fisioterapeutas y los traumatólogos los que deben manejar estas alteraciones”, indica el médico. Los tratamientos son diversos, van desde la kinesioterapia hasta el uso de correctores.

La Asociación Americana de Higiene Postural recomienda que las mochilas no deben sobrepasar el 10 por ciento del peso en el caso de los niños y 15 por ciento del peso en los adolescentes. Si excede estas cantidades mencionadas, los escolares se enfrentan a complicaciones en la columna cervical y lumbar. Es decir, un niño de seis años con aproximadamente 20 kilos no debería cargar más de dos kilos en la espalda.

El especialista da a conocer cinco tips para proteger la espalda de los niños del peso de la mochila:

1. Escoger un bolso acolchado

Salinas indica que al momento de comprar una mochila se deben tomar en cuenta el peso y el tamaño del estudiante, como también que quede cinco centímetros por encima de su cintura para tener un buen soporte.
La mochila debe ser anatómica, respaldo acolchado y correas anchas. “Si se compra demasiado grande con la intención de que dure un par de años más, puede afectar la zona lumbar”, dice el especialista.

2. Ubicación de objetos

Los objetos más pesados deben estar lo más cerca posible de la espalda, llevarla siempre sobre los dos hombros y utilizar también el cinturón a la altura de la columna lumbar —espalda baja—, de forma que se reparta mejor el peso.
Para levantar la mochila primero se deben flexionar las rodillas y luego acomodar a la espalda utilizando las dos correas en los hombros, esto permitirá equilibrar el peso.

3. Mochila con ruedas

Pueden ser una opción útil cuando el peso se adecúa al tamaño del niño o adolescente y no se transita por terrenos irregulares.

4. Realizar seguimiento

Es necesario que los padres de familia conozcan qué materias tienen en el día para que realicen un seguimiento y evitar que lleven libros que no utilizarán o se acumulen papeles en su interior.

5. Realizar ejercicio

Para prevenir futuros dolores en la espalda, es necesario que los escolares practiquen algún deporte o realicen ejercicios para fortalecer los músculos de la espalda.

© 2010 C.O.F.N.